GENTE - MARTES 4 DE AGOSTO DE 2015



HOMENAJE A SALGAN

“Fue una gran emoción”

El jueves 30, Daniel Barenboim cumplió con un ritual: visitar la joyería Jean Pierre, en la avenida Alvear, para encontrase con su dueña y amiga, Claudia Stad… y una sorpresa.


El maestro Barenboim y Claudia Stad, la dueña de Jean Pierre, una de las más importantes joyerías del país, tienen una firme amistad de dos décadas. Por apretada que sea su agenda, el genio jamás deja de visitarla. Pero esta vez, con doble sorpresa. Las vitrinas de la joyería fueron decoradas con instrumentos y partituras, y César, hijo del gran pianista Horacio Salgán, hoy de 99 años, le dedicó tres temas al piano. Al final, luego del elogio de Barenboim, dijo: “Desde enero estoy temblando ante este compromiso. Anoche no pude dormir…”. Pero el gran director lo aprobó… Después evocó su larga amistad con Claudia, y partió bajo una lluvia que borraba la calle. Fue un acto íntimo, casi secreto, y quizá por eso, un privilegio el haberlo vivido. La reunión se prolongó entre dinos bocados, champagne y elogios a Claudia por su encantadora puesta en escena y sus palabras: “Quise que este acto fuera también un aporte a la unión de las religiones, el diálogo y la paz. Algo que tanto desvela a mi maravilloso amigo.

1 vista0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo